¡Psicópatas sangrientos! Masacraron a tiros y decapitaron un agente de la PNB en el Edo. Miranda

179
Al PNB lo decapitaron supuestamente con un hacha o con una motosierra

Cristian Antonio Cooz.-La escena del crimen era todo lo espantosa que podía ser; como salida de una película de terror. El cadáver de un infortunado agente de la Policía Nacional Bolivariana PNB yacía tirado entre matorrales ensangrentados y su cabeza, abotargada y con los ojos muertos y abiertos, estaba a unos pocos metros del cuerpo.

Al terrorífico sitio del sacrificio humano situado en el sector La Defensa del estado Miranda, llegaron en horas de la mañana de este domingo 24 de abril funcionarios del Cicpc, de la Policía del estado Miranda y compañeros de armas del agente de la PNB masacrado a tiros y decapitado, quien fue identificado como Ismel Burguillos.

Los funcionarios policiales que acudieron al lugar, describieron la escena como algo realmente dantesco. Determinaron que el cuerpo de la víctima había sido efectivamente acribillado a balazos, posiblemente ahí mismo, dada la cantidad de sangre vertida en el sitio.

¿Decapitado antes o después?

Se conoció que quien, o quienes cometieron este brutal e impío crimen, habrían interceptado al agente de la PNB Ismel Burguillos en un sitio aún no determinado, y que bajo amenaza de muerte lo trasladaron a este apartado paraje para ejecutarlo sin piedad.

Aunque se mantiene el hermetismo del caso, fuentes extraoficiales no descartaron que el PNB haya sido decapitado después de haber sido asesinado a tiros, aunque la cantidad de sangre en la escena del crimen, revela que no se descarta que su corazón aun bombeara sangre para el momento de que le cortaran la cabeza.

Se cree que para cortarle la cabeza, las bestias sangrientas habrían utilizado un hacha o una motosierra, por lo que se cree que estos diabólicos seres habrían estado planeando la muerte por tiros y decapitación de este agente de la PNB  desde hacía cierto tiempo.

Trascendió que los agentes del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) sospechan que este escalofriante asesinato, pudo haber sido perpetrado por los sangrientos psicópatas integrantes de dos bandas demoníacas conocidas como las bandas de El Cito y de Belén.   

Funcionarios policiales están trabajando para dar con las bestias que cometieron este acto tan atroz que ha conmocionado no solo al estado Miranda por su naturaleza diabólica, sino a toda Venezuela.