Deportistas con sobrepeso que debutaron en su carrera deportiva

55
carrera deportiva

Muchos son los casos de deportistas que tras el cese de su carrera aumentaron de peso como fue el caso de Adriano o que tras unas vacaciones bajaron de forma físico, como Ronaldinho. Sin embargo, poco se habla de aquellos que bien por su complexión, situaciones personales o un descuido en su rutina vivieron su carrera deportiva a pesar del sobrepeso.

Songelau Tuvalu

Este atleta samoamericano fue conocido por marcar el segundo peor tiempo de toda la historia de los Mundiales en la prueba de los 100 metros. A pesar de no contar con una indumentaria apropiada y una forma física como sus oponentes, el atleta logró batir su propio récord ese día con un registro de 15,66 segundos, llegando a referirse a sí mismo como campeón al haber logrado cumplir su sueño.

Ronaldo

Bien es sabido que Ronaldo Nazário, el famoso futbolista brasileño, no lo tuvo fácil, especialmente en la recta final de su carrera deportiva, que se vio abruptamente finalizada por lesiones físicas que le impidieron seguir jugando. Debido a su complexión corporal, Ronaldo siempre tuvo problemas con el peso, lo que se vio dificultado por su mala relación con el entrenador del Real Madrid Fabio Capello, que amenazaba con sacarle del equipo si aumentaba 100 gramos su peso. A pesar de esto, la carrera de este futbolista fue brillante y ampliamente valorada hasta el día de hoy.

Aílton

Pese a su peso, el jugador brasileño Aílton fue uno de los mejores delanteros de principios de siglo, tanto así que logró ser Bota de Plata y Segundo Máximo Goleador de Europa.

Charles Barkley

El Gordo Barkley siempre fue un jugador peculiar, no solo por su peso, sino porque mientras sus compañeros entrenaban, él comía hamburguesas mientras practicaba bicicleta. Tal y como relataba el exjugador Jayson Williams, Barkley solo llegó a entrenar con sus compañeros 3 veces, un hecho que el propio Barkley reveló como verdadero.

Antonio Mohammed

Otro fanático de las hamburguesas era El Turco, que no solo disfrutaba de esta comida, sino que trucaba la báscula para que ni su mujer ni Toros Neza supieran de su aumento de peso. Tal y como él mismo cuenta, después de sus entrenos aprovechaba para disfrutar de dos hamburguesas. Después, al llegar a casa, se tomaba la sopa de verduras que le preparaba su mujer y le decía que estaba muy rica.

Eddie Lacy

Eddie Lacy fue uno de los mejores corredores de la NFL, pero su tendencia a engordar siempre fue un hecho y llegó a perjudicar al rendimiento de su equipo. Reconociendo que se había relajado, se puso en el 2016 en manos del personal trainer Tony Horton, que le puso en una rutina intensa de P90X. Sin embargo, la complexión corporal no es del todo modificable y su corpulencia continuó siendo característica, aunque, por su puesto, con mucha mejor capacidad física.

Eric Butterbean

No se puede finalizar este tributo a jugadores con sobrepeso sin hacer mención al líder del ring Butterbean. Este excéntrico boxeador con la bandera americana plasmada en sus pantalones peleó en la Mansión Playboy y recorrió el mundo, llegando a estar incluso a punto de luchar contra un oso. Este deportista había debutado previamente en el fútbol americano, donde su peso había resultado ser una baza a favor. Para poder darse a conocer en el mundo del boxeo, tuvo que perder 30 libras y aunque su defensa nunca fue la mejor, su descomunal fuerza le otorgó 48 victorias y 3 empates.