Como Churchill en 1940: Boris Johnson se reunió en Kiev con Zelensky en claro desafío a Putin

198
La visita de Boris Johnson a Zelensky desafía al dictador ruso Vladimir Putin

Cristian Antonio Cooz.-Una verdadera sorpresa fue la que dio este sábado 9 de abril el primer ministro británico Boris Johnson cuando tomó un avión y fue a reunirse en persona con el presidente ucraniano Volodímir Zelensky en Kiev, mientras las bombas y misiles rusos siguen lloviendo sobre Ucrania.

Emulando la determinación de su compatriota Sir Winston Churchill durante el comienzo de la Segunda Guerra Mundial cuando en plena invasión alemana de Francia por parte de los Nazis, tomó un avión y se fue a visitar a su homólogo francés, Paul Reynaud el 16 de mayo de 1940, así, Boris Johnson ha ido a Kiev para demostrar al invasor que la determinación de la Gran Bretaña  está con las democracias occidentales.

Hasta ahora el gobierno británico no ha detallado cómo fue el peligroso vuelo de Boris Johnson hasta Kiev y si su avión fue escoltado o no por cazas Eurofighter Typhoon de la Real Fuerza Aérea hasta Kiev.

¡Sorpresa!

La foto de Boris Johnson sentado en una mesa a corta distancia y frente a frente con Zelensky, con el fondo de las banderas británica y ucraniana, fue publicada en la cuenta oficial Twitter por la embajada de Ucrania en Londres @UkrEmbLondon con una pequeña leyenda que reza ¡Surprise!

Alrededor de las 9:00am (hora de Ucrania) de este sábado, Andriy Sybiha, el asistente del presidente Zelensky también publicó una fotografía de ambos líderes y dijo que “discutirán el apoyo a largo plazo del Reino Unido a Ucrania”.

Por su parte, el N⁰ 10 de Downing Street (la oficina del Premier británico) publicó que la sorpresiva visita era “una muestra de  solidaridad con el pueblo ucraniano (…) discutirán un nuevo paquete de ayuda financiera y militar”.

Andriy Sybiha dijo que Boris Johnson “es el líder de la coalición contra la guerra y de las sanciones contra el agresor ruso”. Londres se tenía muy en secreto la audaz visita de Boris Johnson a Ucrania, y aún no ha dado detalles de cómo fue llevada a cabo.

¿Escoltado por aviones británicos, polacos y ucranianos?

Aunque se mantiene hermetismo sobre la manera en que Boris Johnson llegó a la bombardeada Kiev, fuentes de inteligencia occidentales sugirieron que el premier legó por vía aérea, escoltado por aviones Eurofighter Typhoon británicos, F-16 polacos (de fabricación estadounidense) y por bombarderos Sukhoi Su-24 (de fabricación soviética).

Presuntamente el dispositivo para que Boris Johnson llegara con seguridad a Kiev, contó con armas antiaéreas de largo alcance estacionadas en Polonia y al menos dos aviones Boeing E-3A Awacs de vigilancia, que con sus “champiñones” giratorios, monitorearon todo el espacio aéreo en un radio de 400 kilómetros para detectar agresores, tanto en el aire como en tierra.

Se esperaba que Boris Johnson regresara de la misma manera bajo la cobertura de este dispositivo hasta la seguridad polaca al concluir su reunión con Zelenski en Kiev, la cual ha despertado la ira de Vladimir Putin.

Este impresionante dispositivo de la OTAN dice mucho. Según los expertos militares, esto demuestra que la OTAN domina “de facto” el espacio aéreo de Ucrania sin que los rusos puedan hacer nada por impedirlo.

La OTAN domina el espacio aéreo de Ucrania

Otras fuentes hablaron de una “caravana de autos blindados” que partió de la frontera polaca hacia Kiev, pero algunas fuentes desestimaron que Boris Johnson hubiera viajado por tierra desde Polonia hasta la capital de Ucrania por el riesgo que eso implicaba.

La audaz visita de Boris Johnson se suma a las de la presidenta de la Comisión Europea, Úrsula von der Leyen, la del jefe de política exterior de la UE Josep Borrel, la del primer ministro de Eslovaquia Eduard Heger y las del canciller austriaco Karl Nehammer, quienes también fueron a Kiev entre viernes 8 y sábado 9 de abril.

Úrsula von der Leyen, Josep Borrel y Eduard Heger llegaron a Ucrania el viernes 8 de abril y visitaron zonas como Bucha donde al parecer los rusos perpetraron muchas atrocidades. Asimismo condenaron el brutal ataque con misiles a la estación de trenes de Kramatorsk, donde murieron al menos 30 civiles y 100 resultaron heridos.

La diferencia entre estas visitas de dignatarios y la de Boris Johnson de este sábado 9 de abril, se diferencia por la importancia de su cargo y por el presunto dispositivo desplegado para hacerla posible, que desafió a las fuerzas aeroespaciales de Rusia empeñadas en la invasión de Ucrania.